¿Por qué me apasiona mi trabajo? El Cómo.

¡¡Bienvenida o Bienvenido a mi Blog!!

Si has leído algunos de mis Post, habrás deducido que soy positivo y optimista y con la suficiente sensatez para ser realista; no es una condición ni mejor ni peor que la tuya, es la mía; la que me sirve para disfrutar de la vida sin que me “dé miedo” desconocer cuándo será su final, por lo que no me importa en qué actividad me encuentre en cada minuto de mi tiempo y siempre buscaré sacar el mayor provecho personal de él, algo que consigo sintiendo que puedo ser de ayuda a otros (en lo humano y lo profesional) por lo que soy capaz de aportar con mi positivismo, optimismo y realismo.

Ahora se habla mucho de empatía e Inteligencia emocional y se trata a estas capacidades, como una “revolucionaria novedad” en el mundo de los negocios y sobre todo en el de las ventas directas.

Está claro que los que ahora dicen que es una necesidad, han llegado tarde cuando insisten en que es prioritario en la venta de primera línea, porque aunque hace relativamente poco que se habla de ello, algunos lo aplicamos desde hace muchos años aunque no teníamos muy claro de que se trataba y mucho menos lo conocíamos con el termino: Inteligencia Emocional.Y curiosamente, hace algunos años, no tantos como pueda parecer, actuar de esa manera estaba mal visto por parecer como poco agresivo; ante todo, la prioritario en un vendedor era argumentar, pedir y cerrar, ya que lo de preocuparse por sus clientes era secundario y además, suponía una pérdida de tiempo.

Evidentemente esta era la visión cortoplacista de muchos de los que aún hoy en día subsisten ocupando altos cargos en los negocios, las empresas y como no, la política.

Cuando empece a relacionarme con las personas a nivel profesional desconocía el término Inteligencia Emocional y aún más su significado; sin embargo, descubrí muy pronto las reacciones que mi actitud “comercial/agresiva” tenía en mis clientes y sinceramente, no me hacían sentir bien, no disfrutaba de mi trabajo, no me divertía y concluí que en ese estado de “infelicidad”, no se puede trabajar y mucho menos vivir.

“No debemos olvidar que el trabajo afecta a nuestra vida privada, nuestra salud y por supuesto lo mismo ocurre a la inversa: tu vida privada y tu salud afecta a tu trabajo”.

Por lo tanto, opino que estamos obligados a encontrar el equilibrio entre ambas actividades y una de las mejores estrategias que conozco, es hacer sentir bien a los demás en cualquier actividad en la que nos encontremos, lo que me permite afirmar que el resultado siempre será positivo para nuestra vida privada y profesional.

Es decir y como diría un gitano de casta, será: “lo que pa mi desees que Dios te lo endoble”

¿Por qué me apasiona mí profesión? El Cómo: Ser visitador Médico y de Farmacias me permite estar muy cerca de quien más ayuda necesita: enfermos (salas de espera en consultas médicas y farmacias) y porque no, de quien los trata (Médicos y Farmacéuticos) y por lo tanto, me ofrece la oportunidad, aparte de ganarme el sueldo, de ayudar a mucha gente y aunque parezca extraño, la sola presencia de una persona que transmite positivismo y optimismo ya está haciendo mejor la vida de otras personas, algo que, cuando descubrí lo que conseguía, sí me hacía sentir bien por lo que me aportaba y tras descubrir esta sensación, vino la calma y el momento de aprender a vender “sin querer vender”, es decir: “lo que pa mi desees que Dios te lo endoble” 

Por mi experiencia profesional y personal, me he visto en muchas situaciones emocionales con clientes (Médicos, Farmacéutic@s y otros) pacientes, compañeros y colegas, y la verdadera satisfacción viene cuando te agradecen ese momento en el que te brindaste para ser quien le escuchase, “sin pedir nada a cambio” y siendo consciente de que por sus “limitaciones”, nunca te lo podrán devolver de igual manera, pero recuerda, cada uno en sus posibilidades aplicarán la fórmula de: “lo que pa mi desees que Dios te lo endoble”

Saludos, se feliz y “lo que pa mi desees que Dios te lo endoble”.

   
Anuncios

Un comentario en “¿Por qué me apasiona mi trabajo? El Cómo.

  1. Pingback: Vivir con pan y aceite de oliva.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s